LA MIRADA DEL MAÑANA

LA MIRADA DEL MAÑANA

Busco en tu boca la soltura de los pájaros,
la caricia silenciosa entre miradas,
un átomo perfecto, una pulsión,
algo donde la piel baile su propia melodía.

Te miro,
y todas las causas de todas las cosas,
se sumergen impacientes dentro de un volcán
donde la implosión desata nudos,
cabalga hacia el futuro
y se deja ser.

Cuando llegue el mañana,
armaremos una cita para dos
donde la pasión juegue su mejor carta
y el placer nos espere expectante en el encuentro.

Leandro Briscioli

LA MIRADA DEL MAÑANA

Estoy a tiempo de reconocer que el amor es más fuerte que la destrucción.
Me veo montada sobre la cima de las palabras, pero la luz me deja indiferente
he de retornar al olvido para mantener el amor y sellar con blindadas puertas
cada encuentro clandestino, desvanecida por la fiera para seguir creciendo.

Hoy siento la distancia que nos unión, la contracarga de lo perdido,
el misil que se fermenta como un torpedo de colores discutibles
se funde con la confusión ambivalente de los años pasados.

No eres responsable de aquello ni de esto,
eres la fragua donde se moldean algunos deseos que deben perderse
que deben transformar su destino, hoy nazco de nuevo al mundo,
sigo floreciendo de aquella semilla que regaste con paciencia.

Magdalena Salamanca

LA MIRADA DEL MAÑANA

El día de hoy no tiene mirada,
su tiempo se acompasa con
el tic tac de un palo de ciego.

En la orquesta de los horrores
aún no se vislumbra el anuncio
de ningún compás de espera.

La mirada del mañana disolverá
la arena dual de los relojes,
bajo un lejano cielo de ceniza.

Antonia López

LA MIRADA DEL MAÑANA

Alegre despertar
anuncia el alba;
horizonte nuevo,
siempre.

Si el silbido de mi ansia
conmueve el ardor de mi día,
la mirada del mañana
se tinta de fluorescencia.
Los giros de las horas
alumbran el ánimo de vivir.

Considerando inútil la praxis
política,
el dulce despertar
a la suerte que me habita
toma las riendas
de mis horas.

Sylvie Lachaume

LA MIRADA DEL MAÑANA

Tripulan salvas de libertad
mientras caen plegarias entre extintores
y regueros de despatriados cruzan la noche.
¡Nada nuevo!

Arrojadas desde la memoria
las rúbricas tuercen sus sílabas.
¡Nada nuevo!

Es hora de dejar las cimas remotas
y volar hacía horizontes ciertos
donde las palabras tengan un renovado lecho
dice la poesía,
que ante la discordante música
sube el sosiego a la mirada.

Ana Velasco

LA MIRADA DEL MAÑANA

Hastiarse de los cánticos
del teléfono, agotan los silencios,
reman las manos, ellas pesan
todas piadosas.
Marchitan las claves,
los tortuosos bosques:
el hayedo, el platanar, el olivar,
y cogen su fuerza
en un anexo estival
los llanos escarlata.
La médula férrea
diseca el invierno,
hiende el barco las aguas,
meandros yertos
no alcanzan el cauce.
Las curvas son pusilánimes,
nostalgias de caramelo
en el tétrico cementerio.
El origen de un pañuelo,
sus ondas al viento,
entre amores platónicos,
cerrojos en cólera
que en brasas mecen,
sobre las vetustas cruces
de las tumbas, sin nombre.

Paty Liñán

LA MIRADA DEL MAÑANA

No es fácil tener un par de ojos
y no saber bien dónde mirar.
Pues si te empeñas en mirar de frente
es imposible ver algo,
salvo la vida hecha pedazos.
El futuro es un enigma
que los sueños juegan a revelar.
En la oscuridad el hombre da voces
y cree correr detrás de un cuerpo que huye.
Sus ojos cerrados le engañan,
como si los tuviese abiertos,
pero sus sentidos alerta quieren estrechar
esa sombra que tiembla con solo rozarla.
Al despertar, sudoroso y cansado
(todavía no acaba de amanecer),
desnudo bajo la noche que sueña,
ni siquiera recuerda su nombre.
Cuesta reconocerse en ese cuerpo doliente,
bajo el agua que fluye como un río callado.
Muchas veces, siendo todavía un niño
que no sabía medir el tiempo,
pues hay que aprender a creer en el tiempo
como se cree en un dios,
soñó que sería un gran hombre,
que sabría el orden de las cosas como su padre.
Pero ahora que es ya mayor
y más viejo que su padre por aquel entonces,
entiende que tampoco él supo dónde mirar
ni qué pensar del tiempo futuro.
Como él tiene ahora la mirada del mañana
que disfruta de los cantos de los pájaros,
para quienes ver amanecer no tiene nada de especial.
Comer, se come todos los días,
y hay que ir a trabajar
sin pensar demasiado en la cama,
que queda deshecha como un sueño roto.

Ruy Henríquez

LA MIRADA DEL MAÑANA

Mirad cómo miro hacia el mañana
sin nada que decirle y me sostiene
ese vacío que nos une pero dejo
de mirar lo que podría. Aquí tengo
esto que puedo ser delante
de mis íntimos ojos inocentes.
Les muestro alguien callado
en apariencia que no sabe…
Pero alguien que escribe
lo que en una muerte cabe.
Una muerte teñida, disfrazada
de pautado desenlace necesario.
Quien escribe pautado por la muerte
debe ampliar el río gravemente
formando una presa con su cuerpo
en el fluido caer de los momentos,
debe restarle décimas al cántico
este poema que digo mientras miro
con la lengua y con la boca contagiadas
por una enfermedad endemoniada.

Kepa Ríos Alday

LA MIRADA DEL MAÑANA

¿Será aquella la mirada del mañana,
la que no llega a alcanzar
la imagen refugiada
en la mirada fatal?
Aunque quisiera
no puedo,
hacerla brillar
tan fuerte
que se hiciera verdad;
La mirada del mañana.
¿Cuál será?
Hastío de muerte y vida,
canción de medio día
con la luna de testigo
reflejada en la sonrisa
de quien no quiere mirar.
Abriéndose la flor en goce
no habrá mirada atrás,
pues, la vida hacia delante;
Y la gente viene y va.

Paqui Robles

LA MIRADA DEL MAÑANA

Estaban las islas, allí, ojos de soledad,
aspirando el horizonte como labios de guerra
y rumiaban los fértiles soles día tras día.

Elegir si son los dientes o el viento
que asientan un futuro promiscuo.
¿Quién de mí querrá sacar el puente?
¿Quién lamenta el ojo de la ceniza?

Se inclina la nuca de los recuerdos
que respira como la mirada de una isla.
Separarse de la red del enemigo,
separar los ojos, uno anómalo,
el otro, sol de las cumbres.

Clémence Loonis


Carmen Salamanca Gallego
Coordinadora

Inscripciones: carmensalamancagallego@gmail.com – 609 515 338
https://www.facebook.com/talleresdeescrituracarmensalamancagallego

Visita nuestra web:
http://www.escribeycrea.com

Visita nuestro canal en Youtube
https://www.youtube.com/channel/UCQtPVp9VFU2hYjtG8xtIJfQ?view_as=subscriber

Escuela de Poesía y Psicoanálisis Grupo Cero

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s