ALGUIEN DICE / Poesía

artistas-vertigo-enero

ALGUIEN DICE

Alguien dice que el olvido
es sin nombre,
que la aurora brilla sin descanso
hasta la partida.
Di: ¿Cuándo traerás
lo prometido?
Pirámides de Egipto
Alineándose en el cantar
de águilas rapaces.
Montañas y océanos reunidos
para un último adiós
acontecido anterior
al misterio
de la suavidad de tus alas.

Paqui Robles

———————-

ALGUIEN DICE

Alguien dice mi nombre,
su voz, la trae el viento
inevitable del tiempo.

A veces, es un susurro
que acaricia mi cuerpo,
otras, tormenta sin tiempo.

Cruz González Cardeñosa

———————-

ALGUIEN DICE

Que diluyo mis temblores
en los pliegues de tu sombra,
en las elevaciones que hacen de las dunas
cálculos con la lisa arena.
Pero que soy la misma heredera del pan
y los arpegios repetidos, que eso no se deshereda.

Alguien dice que me hice minero por buscar
las diferencias en un mundo extraño, sin dueño.
Cubrir con liviano terciopelo
los mirlos esféricos
para sobrevolar la periferia
y descubrir la desproporción de tu decir.

Alguien dice que hay que andar para encontrar el camino
que hay que viajar siempre acompañado
para limar juntos las asperezas del tiempo,
que hay dunas que van y vienen
y nunca son las mismas,
se mecen con el viento
se elevan, a veces se confunden
con quien menos se lo esperan
bailando, girando en el caldo babélico
de la arena infinita para que no todo
abrazo sea a ras de suelo
y el azul lo ponga en un lienzo.

Alguien dice y en ese decir me desdice
a medida que voy leyendo.

Mariví Ávila

———————-

ALGUIEN DICE

Alguien dice como si fuera
un pensamiento su voz. Cree
tener razón o sentimientos,
cree expresar su emoción
frente a un auditorio que solo
quiere hablar y hablar.

Alguien calla como diciendo:
Os escucho. Estoy dispuesto
a entender lo que vuestras palabras
digan de vosotros.
Kepa Ríos Alday

———————-

ALGUIEN DICE
En la primera hora,
que es oscura y adversa,
alguien dice que ya es hora
de comenzar el día.

No sabes si su voz,
que te resulta extraña,
viene de ti como un animal
que se despierta hambriento.

O son las cosas que desde
fuera te llaman con rabia
cansadas de esperar
tras tu silencio.

Uno quisiera conversar,
hablar con ella,
pero está atareada siempre
construyendo el universo.

Alguien dice, como un fantasma
que flotara en el aire,
con vocales, consonantes,
interjecciones que se jactan

de recitar de memoria
tu incomprensible historia,
que ya es el momento de
ponerse en pie y echar a andar.

Recién despierto,
cuesta entender su verbo,
obedecer su credo,
recordar los nombres.

Saberse preso en su red
de adjetivos y opiniones.
Ella, como un espejo,
en vano multiplica
los caminos que has de tomar.

No tienes elección
y seguirás su mandato
como un cordero
la voz de su amo.
Ruy Henríquez

———————-
TALLERES DE ESCRITURA
Carmen Salamanca Gallego
Coordinadora

Inscripciones: carmensalamancagallego@gmail.com – 609 515 338
https://www.facebook.com/talleresdeescrituracarmensalamancagallego

Visita nuestra web:
http://www.escribeycrea.com

Escuela de Poesía y Psicoanálisis Grupo Cero

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s